23- NUEVA ZELANDA: Costillar de cordero con costra de hierbas aromáticas

PostF&C1

Hoy vamos a coger un vuelo un poco más largo porque nos vamos hasta las antípodas para conocer un poco más nuestra siguiente escala: Nueva Zelanda. Tengo unas ganas locas de visitar este país. Cosmopolita, joven, con preciosos paisajes, buenas playas y una cocina que me atrae muchísimo.

Nueva Zelanda es un país verde y muy fértil – sobre todo su isla del Norte – que se dedica al cultivo de productos agrícolas y a la cría de ganado vacuno y lanar, siendo unos de los grandes exportadores mundiales de lana, carne y productos lácteos.

Fueron los primeros europeos – llamados pakeha por los locales – los que introdujeron productos como el trigo, la patata o la calabaza, que fueron rápidamente adoptados por los maoríes, acabando así con las hambrunas que históricamente habían padecido. También introdujeron el cerdo y al cordero del que Nueva Zelanda se ha convertido en uno de los mayores productores del mundo.

En realidad no podemos hablar de una gastronomía propia del país. Aunque el sustrato histórico de esta sea la cocina maorí y la británica, a partir de los años 70, debido a las sucesivas oleadas de inmigrantes, se incrementaron las influencias de otras cocinas como la mediterránea (griega y de oriente medio), la nueva cocina americana, la de sudeste asiático, la de extremo oriente y la del subcontinente indio. El resultado de todo ello es una fusión muy interesante de sabores e ingredientes que se utilizan sin prejuicios ni complejos dando como resultado platos eclécticos y divertidos que mezclan ingredientes europeos y asiáticos libremente.

La mayor parte de estos platos actuales son una mezcla de la tradicional cocina “kiwiana” con fuertes influencias de técnicas e ingredientes mediterráneos, asiáticos y de versiones adaptadas de la cocina china, india y del sudeste asiático. Algunos de esos vestigios de la cocina tradicional kiwiana siguen siendo muy populares en el país como, por ejemplo, los fish and chips, los pasteles de carne, los hojaldres de crema o la famosa tarta Pavlova, un postre hecho a base de merengue y frutas, cuya autoría se disputan Australia y Nueva Zelanda y que fue creado para la bailarina rusa de ballet Anna Pavlova.

PostF&C2

Como os comentaba al principio el cordero es uno de los productos estrella de este país y por eso he querido utilizarlo para la receta de hoy. He preparado un costillar de cordero con costra de hierbas aromáticas acompañado de un caviar de berenjenas al estilo de oriente medio y un poco de su jugo reducido.

Tengo la suerte de tener un carnicero, de los que ya quedan pocos, al que le puedo encargar “productazo” como este costillar de cordero de Nueva Zelanda. Es un cordero con un sabor limpio, suave, a pastos verdes. Es muy tierno y está delicioso. Yo soy muy especial para elegir las carnes porque soy poco carnívora y este cordero me pareció impresionante. La buena fama que tiene es más que merecida. No hace falta que os diga que con cordero nacional quedará igual de estupendo, claro está. Pero si tenéis la posibilidad de conseguir el neozelandés no dudéis en probarlo.

Espero que os guste y que la disfrutéis.

INGREDIENTES:

(Para 4 a 6 personas)
– 25 g de perejil fresco picado
– 25 g de estragón fresco picado
– 25 g de romero fresco picado
– 30 g de tomillo fresco picado
– 225 g de pan recién rallado no muy fino
– 20 g de ajo picado
– 20 g de aceitunas negras – tipo kalamata – finamente picadas
– 125 ml de aceite oliva
– Sal y pimienta al gusto
– 2 costillares de cordero
– 30 ml de mostaza de Dijon

ELABORACIÓN:

* Precalentar el horno a 230 grados.
* Mezclar las hierbas frescas con el pan rallado, el ajo, las aceitunas y con unos 50 ml de aceite de oliva. Salpimentar al gusto esta pasta y reservar.
* En una sartén calentar el resto de aceite de oliva. Salpimentar el costillar y marcarlo por ambos lados en la sartén hasta que esté bien dorado.
* Sacar el costillar de la sartén y pincelarlo con mostaza con cuidado de no pintar los huesos. Cubrir la parte pincelada con la masa de hierbas y pan que habíamos reservado.
* Hornear unos 15 minutos hasta que la temperatura del interior de la carne sea de 54 grados.
NOTA: La carne que podéis ver en mis fotografías aún no está cocinada del todo. La saqué un poco antes para hacer la sesión y después terminarla de hacer y dejarla en su punto. Me encanta la fotografía culinaria pero no me gusta sacrificar el producto por ella. Espero que lo entendáis.

Caviar de berenjena.

INGREDIENTES:

– 2 berenjenas grandes
– 2 cdas de aceite de oliva virgen extra
– 2 diente de ajo rallado
– Sal y pimienta
– 1 pizca de chile seco (opcional)
– 1 pizca de comino en polvo (opcional)

ELABORACIÓN:

* Asar las berenjenas a horno fuerte. Una vez asadas y frías, pelarlas, retirarles la pulpa y picarla.
* Mezclar la pulpa picada con el resto de ingredientes.

Reducción del jugo.

Es, básicamente, una demi-glacè. Ya haré un post con más detalle sobre su elaboración aunque es bastante simple. Se trata de un caldo hecho con verduras, huesos de cordero, laurel y tomillo reducido hasta que espese. Se sazona y se añade una cucharadita de mantequilla para que brille.

 

Fotografía Food&Chic: Todos los derechos reservados

21 pensamientos en “23- NUEVA ZELANDA: Costillar de cordero con costra de hierbas aromáticas

    • Virginia en eso coincidimos. Yo tampoco soy muy de cordero pero este es tan diferente que parece que estás comiendo otra carne. A mí me ha conquistado el cordero neozelandés. Si das con él pruébalo que te sorprenderá.
      Un besazo y gracias

  1. Qué bueno María!!! Lo que me “choca” un poco más es el punto del cordero. Con las materias primas que manejamos por aquí (quizá el recental sería lo más apropiado para este plato) tan tan poco hecho me resulta un poco agresivo. Nunca lo he cocinado por debajo de 60ºC-62ºC porque me sabe demasiado a cordero y la textura no es del todo agradable. Creo que para esa fórmula iría de coña un pre-salé francés, pero encontrarlo por aquí no es fácil… Qué suerte de carnicero tenéis!!!

    • Jesús el punto de la carne de la foto, como digo en el post, está a medio hacer porque con lo que tardo en hacer la sesiones se me echaría a perder… Aún así este cordero no tiene nada que ver con los de aquí, es una carne mucho más roja y muy limpia de sabor. De hecho yo no como cordero y este me fascina. Con eso te lo digo todo!🙂

  2. Fui en mi viaje de novios a NZ y junto con los mejillones de borde verde me quedo con el cordero. Te iba a preguntar de dónde sacas el cordero y lo dices al final… yo no tengo esa suerte de carnicero y mira que me gusta el cordero como el que toman allí, bicho grande y que se puede comer la carne roja. Sigo a la busca y captura porque además me gusta servirlo también en costillar así o en corona y no hay manera!
    PD: tengo planeados los gua baos para después del puente, prometo darte el parte.

    • Ummm Mara esos mejillones me encantan! Los he comido mucho en Tailandia. Allí la mayoría vienen de NZ y son deliciosos.
      Este cordero es la bomba! A ver si lo encuentras en Madrid. Tú pregunta y da la paliza a todos los carniceros que alguien te lo podrá encargar.😉
      Estoy deseando que me cuentes que tal los Gua Baos!
      Un besazo grande guapa

    • Sí, la verdad es que en directo no me pareció q se viera tan poco hecha. Por eso me ha parecido bien aclararlo🙂 Al ser una carne más roja el punto se puede dejar poco hecho porque está exquisita!
      La costra es fantástica y muy útil para otras carnes también.
      Me alegra que te haya gustado.
      Un besazo Lourdes.

  3. Se me ha caido la mandíbula al suelo, este plato es un pecado asegurado…de esos que disfrutas y dos días después aun sonríes cuando te acuerdas…jajajjaj!!! Impresionante Mary!! Opino igual que tu, un plato así mas vale que una foto!
    Un besazo enorme guapísima!!!

    • Muchísimas gracias. Me alegra que te guste el blog🙂
      Estoy segura que si pruebas esta receta te va a gustar mucho. Las hierbas le van genial al cordero y luego puedes jugar con los acompañamientos que más te gusten para la carne.
      Un saludo y gracias por tu comentario🙂

    • Muchísimas gracias. La verdad es que hace mucha ilusión estos premios otorgados por otros blogueros. Es bonito el compañerismo y buen rollo que suponen.
      Un besazo y encantada de conocerte y tenerte por aquí.🙂

  4. Primero, y antes de nada, un 10 por las fotos. ¡Pasadón total! Es una gozada verte y otra gozada leerte. Me encanta. Tu tienes suerte con tu carnicero y, yo, con el mío que es mas de la zona, también intentaré hacer este costillar (aunque me temo que será de una zona más cercana). Un besazo enorme.

  5. Mary, me encantan las fotos, de verdad, sólo con mirarlas puedes saborear esa carne!!!!, como tú yo no soy muy carnívora, me decanto más por otra clase de productos, pero debo admitir que no me importaría nada probar este plato, y el caviar de berenjenas sencillo pero exquisito, un beso amiga

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s